11.09.2006

Proyectándome a la nada

¿Cuándo vivir a sido una tarea sencilla para alguien? Cada cual tiene que soportar cualquier tipo y cantidad de problemas, ya sean reales o inventados. El mio siempre ha sido pensar en lo que será de mí y la gran pregunta que me agobia es la siguiente:

¿Qué estoy haciendo por mi futuro?

Bueno, sí, ahora estoy en medio de una maestría pero parece que eso tampoco es suficiente porque a partir del 2008 no sé qué lo que haré. Simplemente cuando me proyecto más allá no veo nada, sólo me queda esta sensación de angustia en el estómago, me da vueltas la cabeza y me siento como una gran perdedora porque me doy cuenta que, realmente, no estoy haciendo nada para organizar mi futuro. Quisiera pensar que la razón que me impide hacerlo es el miedo que me tiene petrificada, aunque a veces me da la sensación de que no es eso. Tal vez nací derrotada, me dejé ganar por la vida desde mucho antes de comenzar a vivir.

Sé que no soy brillante, conozco mis limitaciones, pero también sé que, cuando logro sacudirme la pereza mental que padezco de forma crónica, no soy una incapaz, aunque... ya he desilusionado a algunos que tenían fe en mis capacidades y que además -para empeorarlo todo- era gente que me importaba. Estoy marcada.

Tal vez tengo demasiado tiempo para pensar y lo único que hago es enredarme sola, siempre lo he hecho y, cada vez que me viene un episodio de estos, me siento más cansada que antes. Ojalá pudiera decirme a mi misma: "todo va a salir bien" y creérmelo.

8 comentarios:

carlos (olvidé mi clave) dijo...

http://news-service.stanford.edu/news/2005/june15/jobs-061505.html

Confiar en que los puntos se van a conectar en el futuro....

Lalah dijo...

Gracias por eso, de alguna manera me ha ayudado y llenado de esperanza.

Nata dijo...

Es mejor viajar lleno de esperanza que llegar.
Proverbio japonés

Paula dijo...

Yo se lo que se siente eso, yo también al mirar hacia el futuro veo un agujero negro, se que mi peor enemiga soy yo misma porque no me siento capaz de hacer nada, pienso que el mundo real me va a comer viva por incapaz, ya ni siquiera duermo de tanto pensar y también quisiera creerme la idea de que todo va a salir bien.
Mucha suerte Lauris yo tengo muchísima fe en usted.

LeoLeGris dijo...

La cuestión no radica en crer si se es capaz de hacer o no algo con base en lo que se tiene hoy, sino en creer que todas las herramientas que se tienen a mano, así como todo el conocimiento y la experiencia acumulados hasta la fecha, serán útiles, de cualquier manera imaginable en un futuro, pero ¿que tan lejano?...eso es otra cuestión, y claro, a todos nos paraliza el miedo, ¿como podremos organizar algo que no existe? hablar del futuro es como hablar del pasado...no se puede decir ni hacer nada con ellos pues no son reales, el pasado dejó de existir en el momento en que la acción se consuma y el futuro no son mas que los sueños que queremos alcanzar... No creo que sea pereza mental, además...sino tal vez Noia, o Tedio... y si no de dónde tantos escritos, tantos resultados de hongos y bichos que producen halos, y el amor?

La angustia existencial es algo que nos acompaña a todos en menor o mayor medida...

Ten este pequeño Rubaiyyat de Omar Jayyam:

"Olvida el día que te abandona.
No te inquiete el de mañana que aún no ha venido.
Desdeña lo que ha sido y lo que habrá de ser.
Vive el instante y no arrojes al viento tu vida".

Un Abrazo

Sebastian

Johanna dijo...

Ocupación: Deriva del positivo, es abordar la resolución de algún problema o la materialización de algún proyecto; dentro de esta se mezclan los sueños, deseos e intenciones que se convierten en el motor impulsor que dirije al éxito. Quien se ocupa, fluye, porque la mente esta puesta en la meta, en solucionar, no hay bloqueos porque no hay miedos, estrés, ansiedad o depresiones que te detengan, porque la ocupación es la certeza de que se esta procediendo de manera correcta. Al ocuparnos, construímos.

Preocupación: Deriva del negativo, no aborda la solución del problema sino el miedo al fracaso, el miedo a que las cosas no salgan bien. Cuando nos preocupamos nos bloqueamos, estancamos y no permitimos que las cosas fluyan correctamente porque estamos trabajando en base al miedo, al estrés, a la inseguridad y nuestra mente se fija en todo lo que implica atrasos, complicaciones, fracasos. Las preocupaciones no se basan en la realidad, se basan en suposiciones que nos sabemos si ocurrirán.

La energia es como el dinero, hay que saberla invertir para crecer...Asi que....¿en que inviertes tu, tu energía?.... espero que esto pueda llevarte a una sabia elección "ocuparte" o "preocuparte"

Purple Haze dijo...

A NAta la veo muy japonesa ultimamente, quien sabe que caramelo nipón le gustó...otro proverbio japonés dice: There is something to be learned from a rainstorm. When meeting with a sudden shower, you try not to get wet and run quickly along the road. But doing such things as passing under the eaves of houses, you still get wet. When you are resolved from the beginning, you will not be perplexed, though you still get the same soaking. This understanding extends to everything.

JuanMa/Juanito dijo...

Ante la incertidumbre del futuro, no hay mejor cura que el doctorado.
Me da otros 5 años o más para pensar :P